Bienvenidos al Blog

Bienvenidos a mi espacio personal, dedicado con mucho cariño y dedicación, a la vida en milicia, de ayer, hoy y todos los tiempos. En este blog iré colgando mis breves relatos, de esos que se escriben en momentos de inspiración, y que salen del corazón.

En ellos no hay ni motivaciones ideológicas, ni representación alguna de críticas o quejas, sencillamente son un compendio de ficciones literarias, que dedico a los españoles de todos los tiempos, que en un momento u otro de la historia de España, estuvieron, han estado o estarán vinculados con la vida en la Milicia, que han convivido con sus virtudes, sus defectos, sus emociones, sentimientos, pero sobre todo han sentido en sus espíritus, esas palabras que escribió Calderón de la Barca, y que rezaba en una estrofa aquello de "... la milicia no es más que una religión de hombres honrados...".

La espada y la pluma han sido compañeros de viaje durante toda la historia, y siempre se han respetado cuando la lid ha sido justa. Agradezco a todos los visitantes su tiempo por dejarlo aquí, y agradezco los comentarios que obviamente me servirán para mejorar
.

Todos los textos de este blog se encuentran bajo licencia legal de todos los derechos reservados al Autor, y por lo tanto, cualquier copia o difusión sin autorización ni conocimiento del autor, serán puestos en conocimiento de los servicios jurídicos. Este blog queda protegido por los derechos de autor y Propiedad Intelectual Registrada.

miércoles, 25 de julio de 2012

25 de Julio Santiago, Patrón de España y del Arma de Caballería



Hoy, miércoles 25 de julio de 2012, es Santiago.  Patrón de España y de la Gloriosa Arma de Caballería, y hoy, el cuerpo me pide no contar cuentos, hoy el cuerpo me pide quitarme la boina y rezar, y sentirme orgulloso de haber tenido el honor de ser testigo de la justicia que no hace mucho se ha hecho con el Glorioso Regimiento de Cazadores de Alcántara 14, al concederle la "Cruz Laureada de San Fernando", al cual después de muchas "dadas de espaldas" a estos héroes, porque no hay otro adjetivo que describa a 691 españoles que se "sacrificaron" en aquellos días del julio y agosto del 1921, por defender la vida de miles de compatriotas abandonados y dejados a su suerte, en una interminable carrera por llegar a Melilla, a su salvación, y donde miles fueron masacrados por las hordas de salvajes rifeños.


Hoy en el Acto a los Caídos, al paso de estandartes ha aparecido un jinete con un caballo, marcando al paso, los compases de "la Muerte no es el final" y del "Himno a los Caídos" lanzado al aire por la magistral Banda de la Academia General Militar, me ha evocado esa gesta.

Hace un año, escribí uno de los primeros relatos de este blog, especialmente dedicado a los "Héroes del Alcántara", " la octava carga" y que satisfacción más grande ver como al final, décadas y décadas después, se ha terminado con la vergüenza del olvido, y se han concedidos los "laureles" a tantos héroes y tanto sacrificio.

Cumplir hasta el final, compromiso, honor y valor, algo que muchas generaciones de nuestra Patria ya ni siquiera entienden, pero que no está de más, que entre tanto ostracismo y destrucción de la cultura y la tradición, al final, recordemos nuestra historia, y a "nuestros mejores", porque no nos engañemos, siempre, siempre se van primero los mejores.

Hoy en los tiempos en el que las gestas de jinetes y caballos han quedado relegadas a las películas, no está de más pensar en hechos que nos evoquen la nobleza y el valor, de simples hombres que sabedores de su compromiso, y sabedores que lo único que separaba a miles de compañeros tan humildes como ellos, de la vorágine animal de un enemigo despiadado e irracional, eran ellos y sus hermanos los caballos, dieron una lección a políticos y reyes, a militares y civiles de aquellas épocas, y sobre todo dejaron claro que el soldado español siempre será pobre, humilde y sencillo, pero tiene algo que otros anhelaron, anhelan y anhelarán...Valor, Honor, Compromiso y Lealtad.

Y pobres aquellos que se ríen y mofan de los valores intangibles, porque para ellos no habrá cielo ni gloria, ni jamás alcanzarán la inmortalidad de permanecer en la mente de generaciones y generaciones, porque eso solo lo logran los héroes.

Finalizaré esta entrada recordando que España siempre ha sido dueña de las mayores gestas, pero tenemos la enfermedad del olvido y la de meter todo debajo de la alfombra, y por ello, al final, parecemos menores ante nuestros vecinos, cuando siempre hemos sido objeto de envidia y de respeto.  Hoy 25 de julio día del Patrón Santiago, no está de más quitarse la boina, el sombrero, la gorra o el pañuelo, y recordar que sin querer o queriendo tenemos la responsabilidad de la herencia intangible, de tanta generosidad entregada en forma de valor, coraje y honor.

Ojala no volvamos a intentar enterrar la historia y la justicia con aquellos que lo dieron todo por nada, y a los cuales en vez de respeto eterno, se les quiso dar la espalda.  Gloria y Honor a los Héroes del Regimiento de Cazadores de Alcántara 14.



1 comentario: